Qué hacer en Lúxor, la antigua ciudad de Tebas

Lúxor es un auténtico museo al aire libre, donde la historia se acumula a ambos lados del Nilo. Aquí podrás visitar increíbles templos, descubrir tumbas milenarias en sus numerosas necrópolis o navegar por el Nilo en una faluca. Sin ninguna duda, la antigua ciudad de Tebas es uno de los lugares imprescindibles de Egipto y uno de esos sitios en los que te puedes sentir como un autentico Indiana Jones. ¿Nos acompañas?

Collage de 8 fotos sobre qué hacer en Luxor

Uno de los lugares más sorprendentes de Egipto es Lúxor, que tiene una lista muy amplia de sitios a visitar. Por eso, es bueno que le dediques 2 o 3 días a esta ciudad, cuyas ruinas fueron inscritas en 1979 en la lista de Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

No es de extrañar que la antigua ciudad de Tebas atraiga a numerosos visitantes. Además, es una de las paradas del conocido crucero por el Nilo. Leyendo esto, es fácil de entender que algunos de sus lugares más conocidos suelan estar muy llenos de gente. Sin embargo, hay otros en los que te encontrarás completamente sólo.

En este post te contamos qué hacer en Lúxor para que le saques el máximo partido a tu visita. 

Al final, te dejamos un mapa con los lugares de los que hablamos y te comentaremos las ventajas e inconvenientes del Luxor Pass.

Dónde está, cómo llegar y cómo moverte por Lúxor

Lúxor se encuentra en el valle del Nilo, a unos 500 kilómetros al sur del Cairo.

Puedes llegar en avión al aeropuerto internacional que se encuentra a unos 10 kilómetros del centro de la ciudad. 

Para encontrar los vuelos que mejor se adapten a tus fechas y presupuesto, te recomendamos entrar en Skyscanner, desde donde podrás reservar también coches de alquiler.

Otra opción es llegar desde el Cairo en tren, ya sea en el tren cama Watania o en uno convencional.

También puedes llegar en autobús, por ejemplo, con la compañía Go bus.

Una manera muy popular es llegar a Lúxor desde Asuán en un crucero por el Nilo de tres noches. Esta fue la manera que nosotros escogimos.

Hay también excursiones organizadas a Lúxor desde el Cairo. Esta podría ser una opción interesante para aquellos que no van a pasar muchos días en Egipto. O bien, una manera muy cómoda es unirse a este viaje de 8 días por Egipto.

Asimismo, puedes llegar a Lúxor desde algunas ciudades situadas en el Mar Rojo. Así, puedes reservar esta excursión desde Marsa Alam o este tour desde Hurghada

Una vez en Lúxor, puedes moverte usando microbuses, taxis o la app de Careem. También es muy popular la opción de visitar los diferentes yacimientos en bicicleta.

Por otra parte, la ciudad se encuentra dividida por el Nilo y para pasar de un lado a otro hay un ferry que sale regularmente de una parada próxima al museo de Lúxor. El trayecto dura unos 10 minutos y, en septiembre de 2023, costaba 10 EGP. 

También puedes negociar con los dueños de las lanchas motoras para que te lleven al otro lado. Nosotros pagamos 50 EGP por viaje.

Dónde dormir en Lúxor

La ciudad tiene una gran oferta hotelera y puedes elegir entre dormir en la orilla oeste o este del Nilo.

En la orilla este se encuentra el centro de la ciudad y los templos de Lúxor y Karnak. Este lado es el más práctico, pues estás cerca de la estación de tren, del zoco y hay numerosos restaurantes. 

Un hotel muy especial en este lado del río es el elegante Old Winter palace, donde Howard Carter se hospedaba cuando descubrió, en 1922, la tumba de Tutankamón.

En la orilla oeste están la mayoría de los sitios arqueológicos, como las numerosas necrópolis. Si te alojas aquí, es posible que te pongan alguna pega o que te cobren un pequeño extra a la hora de recogerte para realizar ciertas actividades. Sin embargo, es una zona muy tranquila con bonitas vistas al centro de Lúxor.

Nosotros decidimos alojarnos en el lado oeste, en Villa Sunrise, un apartamento con cocina y lavadora que, la verdad, a mitad de viaje nos vino muy bien. 

Una manera de encontrar buenas ofertas en alojamientos es usar la página quehoteles.

Dónde comer en Lúxor

Aquí probamos varios restaurantes y quedamos muy satisfechos con todos.

En el lado este probamos la terraza del restaurante Al-Sahabi Lane, que tiene buenas vistas al templo de Lúxor y a la avenida de las esfinges.

En el lado oeste probamos varios, todos ellos a la orilla del Nilo y con bonitas vistas al templo de Lúxor. Estos fueron el Blue Skyel Nile view y el restaurante Thebes. 

Para saber que pedir en los restaurantes, te aconsejamos leerte nuestro post qué comer en Egipto.

Clima de Lúxor

Lúxor es una ciudad muy calurosa y seca. Así, los veranos son largos y muy cálidos, alcanzándose temperaturas superiores a 40 ºC, y los inviernos son cortos y suaves. 

Si vas a visitarla en los meses de calor, no es mala idea buscar un alojamiento con piscina.

Cómo visitar Lúxor

Lúxor es una de las ciudades más antiguas que han estado habitadas continuamente. Situada sobre la antigua ciudad de Tebas, llegó a ser capital del Antiguo Egipto durante el Reino Nuevo, viviendo periodos de gran florecimiento bajo los reinados de Hatshepsut, Tutmosis II o Amenhotep III.

Aunque su importancia política y militar acabó disminuyendo, mantuvo su influencia a nivel religioso, pues Tebas era la ciudad de Amón. Así, fue un centro de culto y la ciudad más venerada durante muchos períodos.

Como puedes imaginar, la ciudad tiene numerosos sitios de interés y, aún hoy, los arqueólogos siguen haciendo importantes descubrimientos en ella.

Lo primero a tener en cuenta para organizar tu visita, es que estos lugares se encuentran repartidos en ambas orillas del Nilo. Así, la «zona de los vivos» es la orilla este y la «zona de los muertos» es la del oeste. Por eso, en el lado este están los templos de Karnak y Lúxor y en el oeste podrás visitar los distintos templos funerarios y las tumbas de la necrópolis tebana.

Puedes llegar a estos lugares por tu propia cuenta o bien formando parte de un grupo guiado. Nosotros lo hicimos de ambas formas.

La gran parte de los visitantes llegan a los diferentes yacimientos formando parte de un grupo de crucero. Por ejemplo, el crucero de 3 días de Asuán a Lúxor que nosotros hicimos incluía la visita guiada a los templos de Lúxor, Karnak y Hatshepsut, así como la visita al valle de los Reyes y a los colosos de Memnón.

Por otro lado, en nuestro segundo día en Lúxor visitamos los lugares que nos faltaban por libre. La opción más cómoda es reservar un taxi que te deje a la entrada de los distintos lugares y te espere allí hasta que salgas. Nosotros lo hicimos así y, por 35€, nos llevó a: el valle de las Reinas, las tumbas de los Nobles, Deir el Medina, al templo de Medinet Habu y a la casa de Howard Carter. Todas estas visitas nos llevaron unas 5 horas. 

Reservamos el taxi a través del dueño de nuestro alojamiento. Y acabamos muy contentos. No sabía inglés, pero nos comunicábamos por google translator. Lo que nos sorprendió es que casi no teníamos que decirle nada. Enseguida nos llevó a comprar las entradas y luego él nos hizo la ruta, según la proximidad de cada sitio. A nosotros nos daba igual a dónde ir primero, pues íbamos a visitar sitios con poco turismo, y él conocía mucho mejor las carreteras.

Si te interesa saber cómo organizamos nuestro tiempo en esta ciudad, te lo contamos en ruta de dos semanas por Egipto.

Otra opción sería alquilar una bicicleta para descubrir Lúxor, especialmente los yacimientos del lado oeste, pues están muy cerca unos de otros.

Por supuesto, también puedes reservar excursiones que te llevan a conocer de la mano de un guía los distintos sitios arqueológicos de la antigua ciudad de Tebas, como este tour de Lúxor al completo, que te lleva a los lugares imprescindibles y que es una buena opción para aquellos que no tienen mucho tiempo para descubrir esta ciudad. 

Si vas a visitar la ciudad por tu cuenta, es muy importante que sepas que sólo los sitios arqueológicos más conocidos tienen su propia venta de tickets. Más que nada, para no perder el tiempo. Así, si vas a visitar el valle de los artesanos, de los nobles, Medinet Habû, el Ramesseum o la casa de Howard Carter, tendrás primero que dirigirte a la oficina de inspección de antigüedades que está cerca de los colosos de Memnón. Allí deberás comprar las entradas para todos los lugares que quieras conocer, que son válidas para el día que las compras.

En esta oficina verás un cartel con la información actualizada de los precios, el horario de visita: de 6:00 a 17:00, y te informarán de que lugares no están abiertos. Se paga con tarjeta. 

Si tienes el Luxor Pass o las has comprado online, por supuesto, no tendrás que venir a esta oficina.

Los niños menores de 6 años no pagan entrada y los estudiantes suelen tener un descuento del 50% en el precio. Para eso tendrás que mostrar un carnet de estudiante y tener menos de 30 años. Por supuesto, hemos leído de todo, que a veces no piden que demuestres la edad y que admiten carnets que no sean de estudiantes, como el de la biblioteca. Así, que, ya sabes, si puedes, prueba a ver si consigues el descuento.

Nosotros en octubre de 2023 compramos todos los tickets in situ, pero hay una página desde donde puedes comprar las entradas online, no sólo para Lúxor, sino para todo Egipto. Aquí, además, puedes ver el precio actualizado de las entradas y su horario.

Qué hacer en Lúxor

Sitios a visitar en la orilla oeste de Lúxor

Valle de los Reyes

Vamos a comenzar con uno de sus lugares más famosos: el valle de los Reyes. Una de las visitas que tienes que hacer en Lúxor. 

Este es uno de los yacimientos arqueológicos más conocidos del mundo. Y es que, además de su importancia, ganó mucha atención tras el descubrimiento de 1922 por el arqueólogo Howard Carter: la tumba de Tutankamón, la primera tumba real descubierta que estaba prácticamente intacta.

En este valle se excavaron tumbas durante casi 500 años, desde la dinastía XVIII hasta la XX, siendo el principal lugar de enterramiento de los reyes del Imperio Nuevo. 

Estos enterramientos contrastan con las famosas pirámides del Reino Antiguo, pues los faraones del Imperio Nuevo optaron por tumbas excavadas en la roca caliza de este desértico valle para intentar evitar así la profanación de las tumbas. Aunque muchas acabaron, ya en la antigüedad, siendo abiertas y saqueadas. 

En el valle de los Reyes hay, a día de hoy, 65 tumbas y cámaras descubiertas. Sin embargo, la mayoría no están abiertas al público y, de hecho, sólo hay unas 10 tumbas abiertas en cada momento

Hay dos secciones principales en el Valle de los Reyes: el valle Este, donde están la mayoría de las tumbas abiertas, y el valle del Oeste o valle de los Monos. En este último puedes descubrir la tumba de Ay. Esta parte del valle es muy poco visitada y puedes llegar a ella en taxi, bici e, incluso, andando.

Qué tumbas visitar en el Valle de los Reyes

El valle de los Reyes abre todos los días de 6:00 a 17:00. La venta de tickets cierra a las 16:00.

Lo primero que tienes que hacer para visitarlo es ir al centro de visitantes, donde encontrarás información sobre la historia de este yacimiento y una maqueta del valle, donde están marcadas las tumbas con sus diferentes profundidades.

Es aquí donde compras la entrada general, que incluye la visita a tres tumbas, y todos los tickets extras para las tumbas especiales que quieras visitar. También puedes adquirir aquí el Luxor Pass.

Una vez comprada la entrada, unos coches te acercaran al área donde están las tumbas. Los guías turísticos no entran en las tumbas, evitando así aglomeraciones de grupos.

En el centro de visitantes está la lista con las tumbas abiertas en ese momento. No siempre son las mismas, ya que van rotando para su mantenimiento. En nuestro caso había 7 tumbas abiertas, más las tumbas de Seti I, Tutankamón, Ramsés V/VI y la de Ay, que tienen precio aparte.

En enero de 2024, los precios de visita eran: entrada general, 600 EGP; tumba de Seti I, 1800 EGP; tumba de Tutankamón, 500 EGP; tumba de Ramsés V/VI, 180 EGP y tumba de Ay, 150 EGP.

Los estudiantes pagan la mitad del precio, menos en el caso de la de Seti I que pagan el precio completo. Las entradas se pueden pagar con tarjeta y no tuvimos que pagar ningún coste extra por sacar fotos, por supuesto sin flash.

Las tumbas reales están decoradas con escenas de la mitología egipcia y aun muestran el poder de los faraones allí enterrados. Entrar en ellas impresiona y, mientras desciendes a la cámara funeraria, no paras de asombrarte con la decoración de las paredes. Estas varían en tamaño, profundidad, estado de conservación o en si mantienen todavía el sarcófago. 

Como ya hemos dicho, con la entrada general sólo puedes visitar 3 tumbas de las que están abiertas. Y aunque ninguna te va a defraudar, aquí te dejamos una lista con las que suelen estar reconocidas como las más interesantes. 

KV2: la tumba de Ramsés IV, que está bien conservada y mantiene el sarcófago del faraón; KV6: tumba de Ramsés IX, que tiene pinturas bien conservadas. KV8: la tumba de Merenptah, el hijo de Ramsés II que le sucedió, que guarda parte de su sarcófago. KV11: tumba de Ramsés III, que es una de las más visitadas gracias a su buena conservación y a su ubicación central. KV16: tumba de Ramsés I, con una bonita decoración y el sarcófago del faraón. KV19: la pequeña tumba de Montu-her-khopesfer, hijo de Ramsés IX, que está extensamente decorada. KV34: tumba de Tutmosis III. KV35: tumba de de Amenhotep II. KV 57: tumba de Horemheb.

Además, están las tumbas especiales que tienen un precio aparte

KV9: la tumba conjunta de Ramsés V y VI, que podría considerarse como la mejor en cuanto a relación calidad-precio. Además, al tener una entrada aparte no tiene tantos visitantes. Su interior es una maravilla. 

KV17: la tumba de Seti I, que es considerada como la más bella del valle. Si quieres entrar tendrás que pagar unos 50€. Eso sí, estarás prácticamente sólo y te podrás quedar todo el tiempo que quieras. Es de gran tamaño y profundidad, con siete corredores y diez cámaras y está profusamente decorada. Nosotros no entramos porque visitamos el valle de los Reyes con el grupo del crucero y no queríamos pagar una entrada tan cara y sentir que teníamos un tiempo limitado para verla. Eso sí, todos los que entran salen maravillados.

KV62: la tumba de Tutankamón, que es la más famosa y una de las más visitadas. En su interior se conserva la momia de este faraón, que, sin haber tenido una gran importancia en la historia de Egipto, es de los más conocidos gracias al descubrimiento de su tumba llena de tesoros. Sin embargo, no es ni la mejor, ni la más grande. Su atractivo radica en el interés que despierta.

WV23:la tumba de Ay, que está en el valle Oeste. 

Nosotros visitamos las tumbas KV2, Ramsés II, KV8, Merenptah, KVI, Ramsés III y KV9, Ramsés Vy VI. La que más nos gustó fue la de Ramsés V y VI, que, además, era la que menos visitantes tenía.

El Valle de los Reyes es uno de los lugares más visitados de Lúxor, por eso es bueno visitarlo a primera hora o al final del día. Nosotros llegamos a eso de las 12:00, el calor no era agobiante y el número de visitantes no era excesivo. Tampoco había prácticamente cola para comprar las entradas. Eso sí, el guía nos comentó que por la mañana podías llega a hacer hasta 40 minutos de cola. 

La visita duró unas dos horas. Las tumbas no están muy lejos una de otras, por lo que este tiempo es suficiente para explorar varias tumbas. Si tu intención es visitar todas las tumbas abiertas, pues tienes el Luxor Pass, entonces igual necesitas entre 3-4 horas. 

Importante: no olvides llevar agua y sombrero, pues puede hacer mucho calor y no hay mucha sombra.

Una manera de visitar este importante yacimiento arqueológico es unirte a este tour por el valle de los Reyes, que incluye la visita al valle de las Reinas y al templo de Hatshepsut.

Valle de las Reinas

En este valle fueron enterradas reinas, príncipes, princesas y miembros de la nobleza durante casi 500 años, desde la dinastía XVIII hasta la XX. Tras este periodo, muchas de las tumbas fueron reutilizadas, por ejemplo, para albergar otros entierros

Aunque en esta zona se han descubierto cerca de 100 tumbas excavadas en la roca, sólo 4 están abiertas al público. Tres de ellas están incluidas con la entrada general y la cuarta, la increíble tumba de Nefertari (1290-1224 a.C), tiene una entrada aparte. Todas están cerca de la entrada donde se compran los tickets.

La entrada general costaba, en enero de 2024, 180 EGP (90 EGP para los estudiantes), e incluía la entrada a tres tumbas: QV44, tumba del príncipe Kha Em Wast; QV52, tumba de la reina Titi y QV55, tumba del príncipe Amen Khopshef. 

La tumba de Nefertari (QV66), la más querida de las esposas de Ramsés II, costaba, para todo el mundo, 2000 EGP en enero de 2024. Esto es, unos 60 €. Hay un límite de 10 minutos para estar dentro, aunque la tumba no es muy grande y se ve bien en ese tiempo. Como puedes comprender, con ese precio seguramente estarás sólo durante tu visita.

El valle de las Reinas abre todos los días de 6:00 a 17:00, la taquilla cierra a las 16:00. No pagamos nada para poder sacar fotos dentro de las tumbas. Se puede pagar con tarjeta. 

No es un lugar muy visitado, nosotros estuvimos prácticamente solos.

Este valle lo puedes visitar por tu cuenta, llegando en taxi o en bicicleta, o formando parte de esta excursión al valle de las Reinas, que incluye otros lugares interesantes de Lúxor. 

¿Merece la pena entrar a la tumba de Nefertari?

La tumba es una autentica joya, con todas las paredes y techos decorados con imágenes de gran calidad y está muy bien conservada. Y sí, cuando estás dentro no paras de sorprenderte y disfrutas mucho del tiempo que estás en su interior.

Nosotros, aunque no nos arrepentimos de haber pagado el precio tan elevado, pensamos que es demasiado. Entendemos que lo hagan por preservar la tumba, pero aun así, casi 50€ por una única tumba, aunque esté considerada una de las más bellas del país, nos parece excesivo. Sin embargo, si te lo puedes permitir, si creemos que merece la pena entrar.

Si decides no entrar en la tumba de Nefertari, las otras tres tumbas son más sencillas y no son tan impresionantes, por eso, si vas mal de tiempo, este sería el valle que nosotros dejaríamos sin visitar.

Deir el-Medina, el pueblo de los trabajadores

¿Pero quién excavó y decoró las tumbas de las distintas necrópolis? pues los trabajadores que vivían en la aldea de Deir el-Medina.

En este yacimiento podrás ver las ruinas del asentamiento que fue fundado por Amenhotep I en el s. XVI a.C para los trabajadores encargados de construir las tumbas reales. Este está situado en un valle entre el de los Reyes y las Reinas.

El asentamiento se mantuvo aproximadamente hasta el s. XI a.C y se conoce como era la vida de sus habitantes gracias a que ha quedado registrada en tumbas y textos conservados. Así, se sabe que la primera huelga documentada de la historia ocurrió en este lugar en el 1152 a.C.

Deir el Medina es otro de esos sitios increíbles de esta ciudad que no recibe demasiada gente y que no debes de perderte. Vamos, una de las visitas que hacer en Lúxor.

Aparte de ver las ruinas de la aldea, podrás visitar su necrópolis y entrar en alguna de las tumbas de estos trabajadores. Al ser más pequeñas y estrechas que las tumbas reales, acceder a ellas es un poco más complicado y tendrás que ir agachado y bajar por estrechas escaleras. Una vez dentro, su interior te va a sorprender, pues sus paredes están decoradas con pinturas de gran calidad y muy llamativas. A ver, los artistas no iban a descuidar sus propias tumbas.

El ticket incluía la entrada a tres tumbas: TT 1, la tumba de Sennutem, TT 359 la tumba de Inherkha, y una tumba para tres miembros de una misma familia: TT 218, Amennakht, TT 219 Nebenmaat y TT 220 Khaemteri.

Asimismo, al norte del asentamiento hay un bello templo dedicado a varios dioses, entre ellos a la diosa Hathor. Aunque fue fundado por Amenhotep III durante la XVIII dinastía, su actual estructura data de la época ptolemaica. Más tarde, sería usado como monasterio por monjes coptos.

La entrada a Deir el-Medina costaba, en enero de 2024, 200 EGP (100 para estudiantes) y abría de 6:00 a 17:00. Los tickets se compran en la oficina de inspección de antigüedades.

También puedes comprar en esta oficina la entrada a la TT 3, tumba de Pashedu, que también se encuentra en Deir el-Medina y costaba 100 EGP. Se la considera una de las más bonitas de esta necrópolis. Para comprar la entrada en la página online tienes que ir a las tumbas de los Nobles. 

Puedes descubrir este valle uniéndote a esta visita a Deir el-Medina, que incluye también otros lugares interesantes de la ciudad.

Tumbas de los nobles

Además de las tumbas reales del Valle de los Reyes y de las Reinas, hay más de 400 tumbas conocidas como tumbas de los Nobles, que pertenecen a nobles e importantes funcionarios de la antigua ciudad de Tebas. 

Estas se encuentran repartidas en 6 necrópolis en el área que hay entre los dos valles reales: Qurnet Murai, Dra Abu el-Naga, El-Tarif, el-Khokha, El Asasif y Sheij Abd el-Qurna, que es la sección más grande y la que guarda las tumbas más recomendables para visitar. Se encuentra cerca del Ramesseum y la mayoría de las tumbas pertenecen a la XVIII dinastía. Destacan las de Ramose, Rekhmire y Sennofer. 

Para poder visitar las que están abiertas al público, tendrás que comprar distintas entradas en la oficina de inspección de antigüedades, pues los tickets agrupan diferentes tumbas. Si tienes el Luxor Pass o las has comprado online puedes saltarte este paso.

Las más recomendables están en Sheij Abd el-Qurna y son: 

TT 52, Tumba de Nakht, TT 69, tumba de Menna. Precio: 150 EGP, 75 para estudiantes.

TT 55, tumba de Ramose, gobernador de Tebas y visir cuya tumba tiene una gran sala hipóstila; TT 56, tumba de Userhet, donde puedes ver imágenes de este escriba real cazando y pescando, y TT 57, la tumba del escriba Khaemhat. Precio: 150 EGP, 75 para estudiantes. 

Aunque en la lista de la oficina de Inspección de Antigüedades sólo ponía tumba de Ramose, estas dos tumbas también estaban incluidas.

TT 100 tumba de Rekhmire y TT 96, tumba de Sennofer, que es conocida como la tumba de las viñas debido a su decoración con racimos de uvas. Se la considera una de las más bellas y mejor conservadas de la zona y, por lo tanto, la tumba de este importante funcionario es muy recomendable. Sin embargo, nosotros nos quedamos con las ganas, pues estaba cerrada. Precio: 100 EGP, 50 para estudiantes.

En Sheij Abd el-Qurna también podías visitar tumba de Khonsu, TT 31 por 100 EGP.

En la oficina de Inspección de Antigüedades puedes comprar también entradas para tumbas en las otras necrópolis. Tumbas de el-Khokha, 100 EGP; Qurnet Murai, 100 EGP y Tumbas de Roy TT 255 y Shuroy en Dra Abu el-Naga, 100 EGP. La mitad siempre para estudiantes. 

Si quieres visitar las tumbas en la necrópolis del Asasif, los tickets los tienes que comprar en el centro de visitantes del templo de Hatshepsut, pues esta se encuentra junto a este templo.

Los precios se corresponden a enero de 2024.

Es muy probable que en estas tumbas menos visitadas, el guardia de la entrada intente darte explicaciones sobre la tumba a cambio de una pequeña propina. 

Puedes visitar las tumbas de los Nobles dentro de esta excursión que incluye otros lugares de interés de Lúxor.

El Ramesseum: templo funerario de Ramsés II

Como ya hemos dicho, las tumbas reales se excavaron en un lugar secreto y poco accesible para evitar a los saqueadores de tumbas. Por esta razón, los templos funerarios de los faraones, dedicados a las ofrendas y al culto, estaban ubicados lejos de sus enterramientos. 

En este caso el Ramesseum fue mandado construir por Ramsés II y era aquí donde se celebraba el culto a su muerte.

Seguramente pasearás sólo o prácticamente sin compañía por las ruinas de este templo.

Precio de entrada en enero de 2024: 180 EGP, 90 para estudiantes. Los tickets se compran en la oficina de Inspección de Antigüedades. Abre de 6:00 a 17:00.

Medinet Habu: templo funerario de Ramsés III

Otra visita muy recomendable que hacer en Lúxor es este bello templo, donde podrás recorrer sus diferentes patios y perderte entre sus columnas sin mucha gente a tu alrededor, pues no atrae a demasiados visitantes. 

Medinet Habu es un complejo que fue ampliado a lo largo del Imperio Nuevo y de la época ptolemaica, siendo su parte más antigua el pequeño templo de Amón, construido durante los reinados de Hatshepshut y Tutmosis III.

Fue Ramsés III, s. XII a.C, quien mandó construir su mayor parte. En las paredes del templo podrás ver escenas que representan las victorias de este faraón sobre los libios y los conocidos como Pueblos del Mar. 

Precio en enero 2024: 200 EGP, 100 para estudiantes. Abre de 6:00 a 17:00. Los tickets se compran en la oficina de Inspección de Antigüedades.

Puedes visitar este templo dentro de esta visita a Medinet Habu, que incluye otros sitios de interés. 

Templo funerario de Hatshepsut

Otro de los lugares más visitados a este lado del Nilo es este templo cuya inusual arquitectura llama la atención nada más llegar, ya que recuerda más a un edificio moderno que a uno del antiguo Egipto.

El templo de Hatshepsut, la mujer más importante que gobernó Egipto como faraón en el s. XV a.C durante más de 20 años, se encuentra en la zona de Deir el Bahari y estaba dedicado a Amón-Ra. Este consiste en tres columnatas que se elevan sobre terrazas, excavadas al pie de unos acantilados de piedra caliza.

No es raro que en algunos de estos lugares, los guardas, por una pequeña propina, te abran salas que están cerradas.

Precio en enero de 2024: 360 EGP, 180 para estudiantes. Abre de 6:00 a 17:00.

Aquí puedes comprar las entradas para la necrópolis de El Asasif (150/75 EGP) y para la TT 279, tumba de Pabasa (100/50 EGP).

Este impresionante templo puedes descubrirlo con esta visita guiada al templo de Hatshepsut, que incluye otros lugares importantes de Lúxor.

En la mayoría de lugares a visitar hay una pequeña cafetería donde puedes descansar un rato del calor. Sin embargo, ten en cuenta que el precio de algunas bebidas son muy elevados, por eso, para no llevarte un pequeño susto, pregunta antes de comprarlo.

Colosos de Memnón

Los Colosos de Memnón son unas estatuas de gran tamaño del s. XIV a. C, que en un principio se encontraban a la entrada del templo funerario de Amenhotep III. De hecho, representan a este faraón sentado en un trono con estatuas femeninas de menor tamaño a sus pies. Hoy en día, las estatuas, miden alrededor de 18 metros. 

El actual nombre de las estatuas, sin embargo, viene del período grecorromano y recuerda a Memnón, un rey etíope hijo de la diosa del amanecer según la mitología griega. Y es que una de las estatuas se agrietó en el s. III a.C, lo que provocó que la estatua «cantara» al amanecer, por lo que los griegos lo asociaron con la respuesta de Memnón a su madre cuando ella lo acaricia con los primeros rayos de sol. Sin embargo, no esperes escucharlo cantar, pues la estatua fue restaurada por el emperador Septimio Severo lo que la hizo enmudecer. 

Los colosos son fácil de ver desde la carretera y también puedes acercarte a ellos. Seguramente los verás varias veces si pasas un par de días en Lúxor, pues a su alrededor hay numerosos lugares de interés.

Tras los colosos verás unas ruinas que pertenecen al templo funerario de Amenhotep III y, muy cerca, están las ruinas del templo de Merenptah, s. XIII a.C. Si quieres visitar este último, la entrada era, en enero de 2024, de 100/50 EGP.

La parada en los colosos está incluida en muchos tours organizados como en esta visita al valle de los Reyes y las Reinas y al templo de Hatshepsut.

Casa de Howard Carter

Una visita totalmente diferente que hacer en Lúxor es la casa donde vivió Howard Carter durante su búsqueda de la tumba de Tutankamón. Sus habitaciones están decoradas con cuadros y herramientas de la excavación. Sin embargo, su mayor reclamo es la réplica exacta de la cámara funeraria de Tutankamón que hay en su jardín, una manera de ver la cámara funeraria de este famoso emperador completamente sólo.

También es un buen lugar para descansar del calor que hace en esta ciudad.

Precio a enero de 2024: 200 EGP (100 EGP). Abre de 6:00 a 17:00.

Hay más lugares a visitar en esta parte del río si vas a dedicar muchos días a conocer Lúxor. Estos son lugares muy poco visitados, como el templo funerario de Seti I (150/75 EGP) o el templo de Isis en Deir el Shelwit (100/50 EGP).

Sitios a visitar en la orilla este de Lúxor

Templo de Lúxor

A orillas del Nilo y muy cerca del zoco, se encuentra el Templo de Lúxor, un gran complejo de templos que empezó a construirse alrededor del s. XIV a.C. 

Cuando llegues, su entrada te va a impresionar, pues está custodiada por seis grandes estatuas de Ramsés II y un gran obelisco. En la antigüedad, había dos, pero ahora el segundo se encuentra en la Plaza de la Concordia en París.

El área del templo acabó sirviendo de asentamiento para la población de la ciudad, por lo que parte del templo quedó oculto bajo las diferentes edificaciones. Hoy día, puedes hacerte una idea de la altura que alcanzó el suelo, pues todavía queda en funcionamiento la mezquita de Abu Haggag, que, si la visitas, verás columnas del templo dentro de ella. Esta parte del templo fue convertida en iglesia por los romanos en el año 395 d.C., y, más tarde, en mezquita en el año 640.

En el templo de Lúxor comienza la avenida de las esfinges, un camino de 2,7 kilómetros flanqueado por numerosas esfinges, seres mitológicos con cuerpo de león y, generalmente, cabeza humana. Aunque aquí verás también con cabeza de carnero. 

Esta une los templos de Karnak y Lúxor, ambos consagrados al dios Amón, y comenzó a construirse durante el Imperio Nuevo, terminándose en el s. IV a.C. Oculta bajo los edificios, se fue desenterrando y restaurando y, en el año 2021, volvió a abrirse. Por lo que, a día de hoy, se puede volver a recorrer este paseo que une estos dos grandes templos y que está flanqueado por más de 100 estatuas. Si merece la pena hacerlo o no, tenemos nuestras dudas, pues suele hacer mucho calor en esta ciudad.

Cerca del templo y en la avenida, podrás ver la representación de una de las barcas que se usaban para los dioses durante las procesiones festivas. Una muy importante para los egipcios, y que recorría esta avenida, era la fiesta de Opet. 

La entrada al templo costaba, en enero de 2024, 400 EGP, 200 EGP para los estudiantes.

El templo tiene un horario muy amplio, de 6:00 a 20:00. Pasear por él cuando empieza a oscurecer y el templo comienza a iluminarse es muy recomendable.

También puedes visitarlo dentro de una visita guiada al templo de Lúxor, que incluye también la visita a Karnak.

Para tener una bonita vista panorámica del templo y de la avenida, puedes tomarte algo en alguna de las terrazas de los alrededores. Nosotros estuvimos en la del restaurante Al Sahabi Lane, donde además cenamos muy bien.

Templo de Karnak

El gran complejo de templos de Karnak comenzó a construirse durante el Reino Medio (s. XX a.C) y continuó hasta el Reino Ptolemaico (s. IV a. C.), datando la mayoría de los edificios existentes del Nuevo Reino. Aproximadamente treinta faraones contribuyeron a su engrandecimiento, lo que le permitió alcanzar un gran tamaño, complejidad y diversidad. De hecho, es uno de los sitios religiosos más grandes del mundo.

Karnak se divide en tres recintos que están dedicados a importantes dioses tebanos: Amón-Ra, Mut y Montu, el hijo de Mut y Amón-Ra. Sin embargo, el recinto de Amón-Ra, que es el más grande, es el que se visita generalmente.

Una de las partes que más llama la atención es la gran Sala Hipóstila del recinto de Amón-Ra. Aquí, puedes ver un bosque de 134 enormes columnas decoradas con jeroglíficos y dispuestas en 16 filas.

En este recinto también verás estatuas colosales y uno de los obeliscos más grandes, que mide 29 metros de altura. Sin embargo, todo lo que digamos es poco, pues este es un lugar sorprendente y lleno de historia, uno de esos sitios a los que hay que ir una vez en la vida. 

La entrada al templo de Karnak costaba, en enero de 2024, 450 EGP, 230 EGP para los estudiantes. Abre de 6:00 a 17:00.

Si quieres visitar también el templo de Mut, tienes que comprar una entrada aparte en el centro de visitantes del complejo de Karnak, que, en enero de 2024, costaba 120/60 EGP.

En el centro de visitantes podrás ver una maqueta de Karnak, que da una idea del tamaño del templo y ayuda a orientarse. También puedes ver una réplica de las barcas que transportaban a los dioses en las procesiones.

Al ser uno de los lugares más visitados de Egipto, es bueno venir pronto por la mañana. Nosotros llegamos poco antes de las 7 de la mañana, estuvimos unas dos horas y no vimos prácticamente a nadie.

Al ser un lugar tan grande y lleno de historia, es bueno descubrirlo de la mano un guía. Una manera es uniéndote a esta visita guiada al templo de Karnak

Otra manera de conocer este impresionante sitio histórico es participar en el espectáculo de luz y sonido que aquí se organiza.

Sea como fuere, esta es una de las visitas que tienes que hacer en Lúxor.

Museo de Lúxor y museo de la momificación

Hay dos museos que puedes visitar en la ciudad. Nosotros sólo fuimos al museo de Lúxor, pues el de la momificación habíamos leído que era muy pequeño (sólo una sala) y no muy recomendable. Creemos que es una buena idea si se tiene el Luxor Pass.

El horario de ambos museos es amplio: de 9:00- 14:00 y de 17:00-21:00. Por eso, es buena idea el visitarlos una vez hayan cerrado los diferentes sitios arqueológicos. Sin embargo, no los consideramos una visita imprescindible.

El museo de Lúxor está en la cornisa. Comparándolo con el del Cairo no tiene muchas piezas, pero las que tiene son interesantes y está bien organizado. Se ven, por ejemplo, estatuas del Reino Nuevo que se encontraron en 1989 enterradas en el templo de Lúxor, las momias reales de Ahmose I y Ramsés I o descubrimientos hechos en los templos y las necrópolis de los alrededores, como una reconstrucción de un muro del templo de Karnak.

El Museo de la Momificación está también en la cornisa, no lejos del templo de Lúxor. Aquí se trata sobre este arte y se expone una momia humana y varias de animales.

La entrada al museo de Lúxor costaba, en enero de 2024, 300/150 EGP y el museo de la momificación 200/100 EGP.

Siempre puedes hacer una visita guiada a estos dos museos.

Hotel Winter palace

Si vas a pasear por el centro de Lúxor, además de curiosear las tiendas del zoco de la ciudad, acércate a este histórico hotel de 5 estrellas que fue inaugurado en 1907. 

Este hotel ha tenido importantes huéspedes, siendo uno de ellos Lord Carnarvon, que financió el descubrimiento de la tumba de Tutankamón por Howard Carter en 1922. De hecho, en este hotel el arqueólogo ofrecía informaciones sobre el descubrimiento.

Otro personaje conocido que estuvo alojado fue Agatha Christie, quien escribió aquí parte de su novela Muerte en el Nilo.

Además de admirar la elegancia de su interior, acércate a ver su bonito jardín, donde podrás alejarte del bullicio de la ciudad. 

Excursión a los templos de Dendera y Abydos

Aunque no estén en Lúxor, no están tan lejos de la ciudad y, por eso, es bueno organizar su visita desde la antigua ciudad de Tebas.

Templo de Dendera

No podemos decir qué templo de Egipto nos gustó más, pero el de Dendera es uno de ellos. Además de la belleza de sus diferentes salas, puedes descubrir alguna de sus estrechas criptas, así como explorar su tejado. Por si fuera poco, es un templo poco visitado, por lo que, seguramente, estarás prácticamente solo.

El complejo del templo de Dendera se construyó principalmente en el periodo grecorromano, siendo el edificio más antiguo que se conserva un mammisi levantado por Nectanebo II en el s. IV a. C.

El templo principal está dedicado a Hathor y estamos seguros que te vas a pasar un buen rato observando su gran sala hipóstila, con sus 24 columnas coronadas con cabezas de la diosa y su techo policromado.

Asimismo, podrás subir al tejado del templo, desde donde tendrás una bonita vista general de los alrededores. En la parte superior del templo está la copia del zodiaco de Dendera, pues el original se encuentra en el Louvre. 

En este templo puedes ver, también, una representación de la famosa Cleopatra y su hijo, Ptolomeo XV, cuyo padre era Julio César.

El precio de la entrada al templo de Dendera, en enero de 2024, era de 240 EGP (120 para estudiantes), más 100 EGP por subir al techo y 100 EGP por entrar en la cripta, sin descuento. Abre de 7:00 a 17:00 y la oficina de venta cierra a las 16:00. Estuvimos alrededor de una hora en su interior.

El templo se encuentra a unos 90 kilómetros al norte de Lúxor y a unos 10 kilómetros de Quena. 

La manera más cómoda de llegar es reservando un coche con una agencia, regatear con un taxi o usar la app de Careem. Vamos, llegar en coche. De esta manera, puedes pactar un precio razonable y aprovechar para visitar el mismo día el templo de Abydos.

También puedes llegar a Quena en tren y, una vez allí, coger un taxi hasta el templo.

Nosotros lo visitamos en nuestro viaje de Lúxor a Hurgada, que hicimos en coche privado con la agencia Aswan Individual

Otra opción muy buena para llegar hasta aquí es esta excursión a los templos de Abydos y Dendera, en la cual te recogen en tu hotel o barco y no te tienes que preocupar por nada.

Templo de Abydos

Este templo es también conocido como el templo de Seti I, faraón que lo mandó construir, aunque fue acabado por su hijo, Ramsés II.

Era el principal lugar de culto de Osiris, el dios del inframundo. Y es que se cree que este fue el lugar donde acabó la cabeza de Osiris después de ser asesinado por su hermano Seth.

Aquí también puedes ver la galería de los ancestros, con la lista de los 76 reyes que precedieron a Seti I, aunque algunos han sido omitidos.

Abydos está a unos 170 kilómetros al norte de Lúxor y la manera más cómoda de llegar es en coche privado o en alguna excursión que incluye el templo de Dendera. 

Si quieres ir por libre, puedes tomar un tren hasta Al Balyana y, desde allí, llegar en taxi al templo, que está a unos 10 kilómetros.

El último precio que hemos encontrado para este templo es de 120 EGP.

Sobrevolar Lúxor en globo al amanecer

Una actividad muy recomendable que hacer en Lúxor es montar en globo al amanecer. Estos salen de la orilla oeste, cerca de las diferentes necrópolis y templos funerarios, y el vuelo dura alrededor de 1 hora.

Son muchas las agencias que lo ofrecen, nosotros optamos por reservar este paseo en globo y no tuvimos queja alguna. Nos pasaron a recoger puntualmente a nuestro alojamiento en la orilla oeste sin coste extra alguno y el contacto con ellos via WhatsApp fue perfecto.

Nos dieron a elegir dos horas para hacer el vuelo. En un caso nos recogían alrededor de 4:30 de la mañana y el vuelo comenzaba a las 6:30, y en el otro nos recogían sobre las 6:30 y el vuelo comenzaba a eso de las 7:00. Nosotros optamos por hacer el primer vuelo.

La verdad es que la experiencia nos gustó mucho, pues ver los templos y las necrópolis desde arriba te da otra idea de la zona. Además, la luz del amanecer, que tiñe todo lo que te rodea, le da un toque muy especial al viaje. 

Si comparamos con el vuelo en globo que hicimos en la Capadocia, los paisajes aquí son menos espectaculares, pero los precios son mucho más asequibles. Te dejamos unas imágenes para que valores por ti mismo.

Recomendación: si vas a pasar varios días en Lúxor, reserva el vuelo para tu primer día, así, si se cancelase, tendrías la posibilidad de ser recolocado en un vuelo para el día siguiente.

Hacer un crucero por el Nilo

Y, por supuesto, desde esta ciudad puedes comenzar el famoso crucero por el Nilo, del que te contamos todo en nuestro post: ¿Merece la pena hacer el crucero por el Nilo?

El crucero que sale de Lúxor dura 4 noches y llega a la ciudad de Asuán, haciendo paradas en los bellos templos de Edfu y Kom Ombo. Para saber qué puedes hacer a tu llegada, te recomendamos leer qué hacer en Asuán, el hogar de los nubios.

Si haces el crucero, este te incluirá, seguramente, la visita a los lugares más conocidos de Lúxor. Sin embargo, te recomendamos que te quedes 1 o 2 días más para terminar de conocer la ciudad a tu aire.

Dar un paseo en faluca por el Nilo

Navegar por el Nilo a bordo de una faluca, un velero tradicional del país, es siempre una buena idea. Nosotros lo hicimos en Asuán, pero Lúxor es también un buen lugar para relajarse a bordo se esta embarcación.

Te recomendamos que negocies esta actividad con algún barquero. A nosotros un paseo de una hora por el Nilo al atardecer nos costó 250 EGP (octubre 2023).

Luxor Pass: qué es y cuando comprarlo

El Luxor Pass es un ticket que te permite entrar en todos los sitios arqueológicos y museos de Lúxor durante 5 días consecutivos. Hay dos opciones: el premium, que incluye las tumbas de Nefertari y Seti I, y el standard, que no las incluye. 

En enero de 2024, el Luxor Pass premium costaba 220€ y 120€ para los estudiantes, y el standard 120€ y 60€. Ten en cuenta que los precios de las entradas en Egipto suben de manera continua y no siempre es fácil saber cual es el precio actual, por eso chequea la página de venta online de entrada para saber los precios actuales. 

Además de ser estudiante, para que te hagan el descuento tienes que tener menos de 30 años.

Existe también el Cairo Pass, que te permite entrar en todos los sitios principales del Cairo, incluido Guiza, Saqqara y Dahshur, durante 5 días consecutivos. En enero de 2024 costaba 120€ y 60€ para estudiantes.

Importante: si compras ambos pases, obtienes un 50% de descuento en el segundo que adquieras. Por ello, es más rentable comprar primero el del Cairo y luego el de Lúxor, si quieres comprar el premium.

El Luxor Pass lo puedes comprar en el templo de Karnak y en el Valle de los Reyes.

Para sacarlos necesitas una foto tamaño carnet, una fotocopia del pasaporte y pagar en metálico, en euros o en dólares, con billetes que tengan buen aspecto. Es posible que el guardia intente sacarte algo más de dinero, al menos eso les pasó a unas amigas en Lúxor. Así que lleva euros sueltos.

A día de hoy, si compras el Cairo Pass, entonces el Luxor Pass premiun merece la pena, ya sólo por entrar en las tumbas de Seti I y Nefertari. Sin embargo, si no tienes el descuento del Cairo Pass, el Luxor Pass sólo merece la pena si vas a visitar muchas de las atracciones turísticas. 

Pero vamos, lo mejor es que hagas una lista con las atracciones que quieras visitar (sacando los precios de la página de venta online de los tickets) y calcules si te sale rentable o no.

Nosotros no compramos ninguno porque el Cairo lo visitábamos en días separados más de 5 días y en Lúxor algunas de las visitas las teníamos incluidas en el crucero.

Mapa con los lugares de interés de Lúxor

Mapa de Lúxor con los lugares de interés marcados. Estas son las visitas que hacer en Lúxor

¿Vas a viajar a Egipto?

Pues esta información puede resultarte útil. Además, al usar nuestros enlaces nos ayudas a seguir creando contenido 😊

Encuentra los mejores vuelos con Skyscanner, además de coches de alquiler

Encuentra los mejores hoteles con quehoteles

Sácale el máximo partido al viaje con las actividades de Civitatis o GetYourGuide

Guarda todos tus recuerdos con un álbum personalizado de 51Trips y ahórrate un 5% con nuestro código VIAJANDODEINCOGNITO

2 comentarios en “Qué hacer en Lúxor, la antigua ciudad de Tebas”

  1. Increíbles fotos, las de Dendera me han impresionado en especial. Nunca había oído el nombre de ese templo y es una maravilla😍😍. También me ha parecido muy interesante el tema del pueblo de los trabajadores y sus tumbas. ¡Otra cosa que no sabía!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *